NATURALEZARutasRuta de la naranja

Ruta de la naranja


Ruta de la naranja

Si hay algo que diferencia el paisaje del Sur de Castellón, es el tapiz verde de los Naranjos que cubren la mayor parte de nuestras tierras.

Un ambiente especial que impregna la primavera del agradable aroma de la flor del Azahar.

El hábitat natural de la Naranja necesita un excelente clima, sin extremas alteraciones térmicas, proximidad con el mar y terrenos arcillosos de gran fertilidad. Es aquí, al Sur de Castellón, donde la protección que ofrece la Sierra de Espadán permite que la Naranja tenga un microclima idóneo.

Estas tierras son la cuna de las mejores clementinas, como la Clemenules, que destaca por su gran calidad e importancia en los mercados internacionales.

La Naranja siempre ha estado ligada a nuestra sociedad y ha sido el motor económico durante años. Patente ha quedado su importancia a través de manifestaciones como la arquitectura modernista, la industria, las fiestas, la gastronomía, nuestras tradiciones y el carácter trabajador de nuestras gentes, siempre pendientes de la recolección durante la temporada invernal.